Elena Valdés, asesora médica de la DGT, nos explica por qué es mejor que los niños más pequeños viajen en el sentido contrario de la marcha para evitar lesiones graves, una posición que evita el 90% de las lesiones graves o mortales en caso de accidente.

Fuente: DGT