Muy pocos de los aproximadamente 53 millones de trabajadores domésticos en todo el mundo están cubiertos por las leyes laborales. En 2011, los Estados miembros de la OIT adoptaron el Convenio sobre los Trabajadoras Domésticos (N ° 189) para proteger sus derechos, promover la igualdad de oportunidades y de trato, y mejorar las condiciones de trabajo y de vida. Hasta el momento, 17 países han ratificado esta convención. Mantengamos el impulso!

Fuente: OIT